Edificios de Consumo Casi Nulo

  • casa passive cerrajerias martínez e hijos

Edificios de Consumo Casi Nulo

Edificios de Consumo Casi Nulo

 Los Edificios de Consumo Casi Nulo son un tipo estándar de construcción que es eficiente energéticamente, cómoda y asequible al mismo tiempo.

El estándar Passivhaus siempre que se atiendan los principios de buena orientación y racionalidad en sus planteamientos, admite cualquier tipo de arquitectura.

Durante los meses cálidos estas casa pasivas hacen uso de sistemas pasivos de refrigeración como la disposición cuidados de protecciones solares en las fachadas más expuestas, la ventilación cruzada nocturna o la moderación de la temperatura de los edificios mediante intercambiadores tierra-aire.

Edificios de Consumo Casi Nulo

 

 

Resumiendo son edificios de elevado confort interior, consumo de energía muy bajo, alto grado de aislamiento, con un control riguroso de los puentes térmicos, la carpintería y vidrios de gran calidad y aprovechamiento óptimo del soleamiento, etc.

Estándar Passivhaus es el estándar de eficiencia energética más avanzado del mundo, y asegura una gran calidad del aire y del confort interior aumentando la durabilidad de los edificios debido a su cuidada ejecución, que puede ser aplicada en cualquier lugar del mundo.

 

Las 5 claves de los edificios de Consumo Casi Nulo.

El espesor de los aislamientos reduce las pérdidas de calor en invierno, las ganancias de calor en verano y la demanda de energía para climatizar los edificios.

Por ello, es fundamental contar con carpinterías y vidrios de muy alta calidad con el fin de limitar al máximo la fuga de energía a través de ellas.

Proviene de las infiltraciones que se producen a través del paso de las instalaciones. En los edificio de consumo casi nulo esta entrada de aire e produce de una forma controlada lo que permite acondicionarlo de tal forma que el aporte se realiza en perfectas condiciones higiénicas, de temperatura y humedad.

Uno de entrada de aire fresco exterior y otro de salida de aire viciado interior. Ambos comparten un elemento común, el recuperador, en el que se aprovecha en más de un 80% el calor que transporta el aire viciado antes de ser expulsado y se transfiere al aire fresco exterior que, previamente filtrado, se atempera y se revierte a las estancias.

Aumenta el flujo de calor entre el interior y el exterior del mismo modo en que el agua se derrama a través del agujero del cubo. En los edificios de consumo casi nulo se controla de forma rigurosa la eliminación de los puentes térmicos.

Edificios de Consumo Casi Nulo

 

 

 

Puede leer más en el siguiente pdf: Edificios de consumo casi nulo

 

By | 2018-03-22T11:19:25+00:00 2015/06/25|cerrajerías|